archivos
Reducir las derivaciones: de la consulta informal a la implementación de las TIC

Enviado por D&M 05/12/2011
Un proceso fundamental del continuum asistencial es la comunicación entre atención primaria y especialistas. Aunque a nivel formal este contacto se materializa en la derivación del paciente, existen alternativas menos ortodoxas como la consulta entre horas o en espacios compartidos por profesionales como el comedor. Los sistemas de salud han evolucionado en los últimos tiempos y, en el contexto actual, algunos de estos procedimientos ya no son factibles. The Commonwealth Fund describe cómo las TIC pueden ocupar este espacio reduciendo hasta un 30% el volumen de derivaciones, un ahorro muy significativo teniendo en cuenta los tiempos que corren.

Fuente: The Commonwealth Fund

Tradicionalmente, mecanismos como la charla entre turnos o la discusión a la hora de comer han constituido una alternativa viable a la derivación formal del paciente de primaria a los especialistas. Este tipo de soluciones funciona porque supone un ahorro considerable de recursos, tiempo y dinero con respecto a la derivación. Actualmente, la complejidad creciente de los sistemas sanitarios ha reducido la posibilidad de establecer estos contactos, factor que ha desencadenado un incremento en el volumen de derivaciones.

The Commonwealth Fund plantea la incorporación de sistemas basados en las TIC como alternativa viable a los métodos tradicionales de consulta informal. El artículo plantea tres soluciones posibles: (A) implementación de una herramienta Web específica; (B) Historia Clínica Compartida, y (C) sistemas de mensajería instantánea.

El principal beneficio de esta metodología de trabajo reside en la posibilidad de establecer una comunicación asincrónica entre profesionales, lo que significa garantizar la participación sin necesidad de condicionarla a disponibilidad y agenda. Se estima que la aplicación de este tipo de tecnologías reduciría en un 30% las derivaciones, un volumen significativo teniendo en cuenta que un 65% de éstas no se corresponde a una necesidad real.

La Historia Clínica Compartida ofrece la ventaja de facilitar el acceso a una información adicional sobre el paciente que puede resultar fundamental en la ayuda al diagnóstico. Los aplicativos específicos palian esta carencia con mecanismos de consulta que recogen las dudas o la información requerida por el especialista consultado. En la misma línea, los sistemas de mensajería instantánea se presentan como un complemento ideal a los dos métodos, permitiendo establecer una comunicación más directa y dar un enfoque más concreto a las dudas planteadas.


Referencia bibliográfica

Horner, K., Wagner, E., Tufano, J.. Electronic Consultations Between Primary and Specialty Care Clinicians: Early Insights. The Commonwealth Fund. 2011 [acceso 1 de diciembre de 2011]. Disponible en: http://www.commonwealthfund.org/~/media/Files/Publications/Issue%20Brief/2011/Oct/1554_Horner_econsultations_primary_specialty_care_clinicians_ib.pdf

Acceso al documento original